A los 89 años falleció “Doña Hortensia”, vecina y pionera de Manuel Alberti

Diario de la ciudad de Manuel Alberti (4-12-19) www.manuelalberti.com.ar – Tras un ACV isquémico y una semana de internación falleció Doña Hortensia, vecina pionera, perteneciente a la “Legión de María” y entre otras cosas madre del periodista y escritor José Cuello.

Inesperadamente fue víctima de un Accidente Cerebro Vascular que se le manifestó en el mediodía del martes 26 de noviembre cuando súbitamente perdió el conocimiento y fue trasladada de urgencia a la clínica San Carlos de Maquinista Savio. Durante varios días permaneció en un estado de inconciencia internada en la sala 304 cama “B” y con un estado muy delicado según los médicos especialistas.

Con picos de azucar en sangre, una infección urinaria y una afección en un pulmón, Hortensia, que ya no tenía movilidad en la parte derecha de su cuerpo, hizo un paro cardio respiratorio el lunes 2 de Diciembre a las 15 horas aproximadamente después de una semana de lucha.

Sus restos fueron velados en una breve e intima ceremonia a las 12 del mediodía el 3 de noviembre en el Cementerio Privado “Parque Recoleta” ubicado en el KM 44 de Panamericana Ramal Pilar, Colectora Este y sus cenizas finalizarán, según su voluntad, en el Panteón Español del Cementerio municipal de Gualeguay .

Hortensia Rosaura Bayo (de Cuello) nació en Gualeguay, provincia de Entre Ríos en el año 1930 y sólo estudió hasta tercer grado y de muy joven llegó a Buenos Aires. Tras enviudar de su primer esposo con quien tuvo un hijo llamado Julio Vicente Rinaldi, Hortensia se casó en segundas nupcias con Eber Alfredo Cuello, un muchacho que venía de Junín a trabajar al Gran Buenos Aires.

Casados en San Martín formaron pareja y vieron en los parajes vírgenes entre Tortuguitas y Del Viso una oportunidad. Es así que tuvo su segundo hijo y primero de este nuevo matrimonio llamado Alfredo Antonio Cuello con quien también decidieron aventurarse en las nuevas tierras. Con mucho esfuerzo logró comprar un terreno a mitad de cuadra en la calle Los Robles, entre Manuel Estrada y Buenos Aires (hoy Cattaneo entre Mitre y Sarmiento). Los loteos por aquel entonces pertenecían a Kanmar, Rozen y Luchetti entre otros agentes inmobiliarios de la época.

En una precaria casilla y con apenas un caserío cercano, el barrio “Los Tranvías” fue su lugar en el mundo. Formó allí fraterna amistad con Doña “Tani” (Familia Torres) e intercambiaban historias a la hora del mate. También visitaba a Doña Rosa (Familia Bellman) que con sus  recetas alemanas  siempre  exploraba nuevos sabores. A la hora de llevar algo rico y rendidor Hortensia asiduamente compraba pan casero a la recordada Doña Cata , quien también tenía en el barrio el secreto de una buena sopa paraguaya. En ese sentido largas conversaciones en las veredas de las calles de tierra las daba con Doña Marta (Familia Albornoz) quien disponía de un pequeño comercio barrial.

Doña Hortensia tuvo el 25 de mayo de 1971 su tercer y último hijo al que llamó José y a los pocos años Ella trabajó para ayudar la frágil economía de su hogar desempeñándose por un tiempo como portera de la escuela María Madre Nuestra, a cargo de la Obra Cardenal Ferrari. Más adelante continuó aportando al trabajar como empleada doméstica en Highland Park C.C. También cosía y tejía por pedido.

Hortensia vio crecer a sus hijos, pero mientras lo hacía, sintió el dolor de perder a su primogénito “Tito” Rinaldi, quien había fundado el grupo de Boy Scout Memi Vian en “Los tranvías” y luego se había convertido en agente de la Policía Federal. Fatídicamente en mayo de 1988 en un asalto al interno número 100 de la línea de colectivos 228 , perdió la vida de un disparo en un gesto heroico por defender a los pasajeros. Con esa herida abierta del arrebato de un hijo recibió un reconocimiento por el entonces Presidente de la Nación Carlos Saúl Ménem quien reconoció el cumplimiento del deber de su hijo Policía.

Doña Hortensia siguió adelante y vio crecer a sus otros hijos. Alfredo quien tras trabajar en una conocida empresas de galletitas en su planta de Constitución terminó siendo diácono por un tiempo en la parroquia local.

Mientras tanto José, el benjamín de la familia, curioso y creativo llegó a ser periodista, fundando el diario de la ciudad de Manuel Alberti en 2004 para luego dedicarse a la literatura, escribiendo KM 42 (entre otros), un libro con la historia de la localidad de Manuel Alberti y dirigiendo un documental del mismo nombre que le dieron origen a la fecha fundacional por iniciativa del joven albertino. El más pequeño de los hijos de Hortensia fue socio fundador y presidente del Rotary Club de Manuel Alberti y se consagró en los medios ganando premios a nivel nacional por su labor y su paso por Canal 9. Actualmente es conductor de los noticieros en Canal Provincial y Argentinísima Satelital.

La madre naturaleza y el padre tiempo continúan en su labor de cosechar las almas de quienes forjaron un barrio, un pueblo y una localidad pero que dejaron su impronta a las nuevas generaciones con el ejemplo del trabajo y el esfuerzo para que todo progrese, como hoy lo hace Manuel Alberti. Sin duda alguna en algún lugar esos vecinos que ya no están , se reúnen y celebran su paso por esta tierra albertina y reciben los que ya se fueron a la recién llegada “Doña Hortensia”. (Q.E.P.D)

One Response to A los 89 años falleció “Doña Hortensia”, vecina y pionera de Manuel Alberti

  1. Claudia dice:

    No quedan dudas que doña Hortensia fue una señora, una dama. Conozco a su hijo José y estoy convencida que es reflejo de su madre. QEPD.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres + nueve =